Turismo Turismo Rural Ciudad Real

Villarrubia de los Ojos

Villarrubia de los Ojos es un municipio de la provincia de Ciudad Real, perteneciente a la Comunidad Autónoma de Castilla la Mancha. Con una altitud media de 624 metros y una extensión de 281,86 km2, la localidad posee 11.096 habitantes (INE 2011), con una densidad de 39,37 hab/km2.

En la comarca de La Mancha, entre las primeras estribaciones de los Montes de Toledo y la amplia llanura manchega se encuentra el municipio de Villarrubia de los Ojos, nombre cuyo origen latino está en el término Rubeum, haciendo referencia al color rubio del terreno. A partir del siglo XI paso a llamarse Villa Rubeum, más tarde Villarrubia, y a partir del siglo XVI, Villarrubia de los Ajos. A partir del siglo XVIII se llama Villarrubia de los Oxos del Guadiana, que degeneraría en la actual Villarrubia de los Ojos.

Bañado por aguas del río Gigüela y el río Guadiana, antes de su unión en el Parque Nacional de las Tablas de Daimiel, Villarrubia de los Ojos fue habitado ya en la Edad del Bronce (1500 a.C.), como atestigua el yacimiento de la Motilla de Zuacorta. Se han encontrado yacimientos de época romana y restos de una calzada, que llevaría desde Zuacorta hasta el municipio de Consuegra, atravesando la Sierra de Villarrubia, donde se han encontrado vestigios de castillejos prerromanos.

El castillo de Villarrubia, que ya existía en la época musulmana, se integró en la Orden de Calatrava después de la Concordia hecha entre ésta y la Orden de San Juan para el deslinde de sus respectivos términos en 1232. Villarrubia quedó convertida, por tanto, desde mediados del siglo XIII, en una de las muchas encomiendas que poseía la citada Orden.

El 2 de Mayo de 1466 tuvo lugar en esta villa un hecho que cambió la Historia de España. El Maestre de Calatrava D. Pedro Girón, viajaba desde Almagro, al frente de 3000 hombres, al encuentro de Dª Isabel, Infanta de Castilla, futura Isabel la Católica, con la que iba a contraer nupcias. Inesperadamente, éste murió en Villarrubia de los Ojos, evitándose así su matrimonio con la futura Reina de España.

En 1543 la encomienda de Villarrubia fue desmembrada de la Orden de Calatrava. En 1550 se decidió su venta a Diego Gómez Sarmiento de Villandrando, III conde de Salinas y Ribadeo. Villarrubia se convirtió así en un señorío nobiliario perteneciente a los Condes de Salinas.

Rodrigo Sarmiento (1600-1664), VIII Conde de Salinas y de Ribadeo, ha sido el personaje más conocido y el más controvertido de todos los duques de Híjar, pasando a la historia por su fracaso en el intento de secesionar en 1648 el Reino de Aragón de la monarquía española durante el reinado de Felipe IV.


Visitas de interés:

- La Iglesia Parroquial de Ntra. Sra. de la Asunción. Construida en el siglo XVI, en estilo gótico tardío, con planta de una sola nave con ábside poligonal, bóveda de crucería y contrafuertes de sillar y sillarejo. A los pies se abre una hermosa portada abocinada, rematada por alfiz sobre ménsulas. Tiene torre de dos cuerpos, uno renacentista y otro barroco.

- La Casa Sánchez-Gijón. Datan del siglo XVIII. Su estructura es típica de las casas solariegas, con patio interior rodeado de espesa hiedra, con distintas dependencias, muy amplia y en la que se conjugan vivienda y centro de explotación.

- El Convento-Iglesia de las Monjas Clarisas. Esta iglesia perteneció a la Orden de Santa Clara. Totalmente destruida durante la Guerra Civil, fue reconstruida años después. La planta es de pequeñas dimensiones y el interior reducido.

- La Ermita de San Isidro. Pequeña edificación que alberga la imagen de San Isidro, patrón de los labradores, cuya festividad se celebra el 15 de mayo.

- La Ermita de San Cristóbal. Se trata de una ermita de pequeñas dimensiones, ubicada en el cerro del mismo nombre. En ésta se encuentra la imagen de San Cristóbal, patrón de los conductores. El lugar que ocupa esta ermita es conocido popularmente como Balcón de la Mancha, debido a que desde éste se divisan las Tablas de Daimiel y en días claros Despeñaperros.

- El Santuario de la Virgen de la Sierra. Acoge la imagen de la patrona de Villarrubia de los Ojos, a 12 km al oeste del pueblo, en las estribaciones de los Montes de Toledo, con un entorno arbolado en la garganta de un pequeño valle rodeado de sierras. El santuario, incendiado en 1936 y parcialmente destruido, fue reconstruido después de la contienda bélica. En el patio exterior del santuario hay una fuente de agua procedente de un manantial cercano, muy apreciada por los habitantes de la zona. Actualmente se celebran dos romerías unidas a festejos con funciones religiosas y festejos populares.


Fiestas y tradiciones:

- Las Fiestas de San Antón. En tomo a San Antón gira una serie de costumbres que van desde las tradicionales hogueras en su víspera por la noche, hasta el engorde del popular «gorrino de San Antón» suelto por la calle, pasando por la celebración espontánea de carreras de caballerías y el reparto del «puñao» de garbanzos y cacahuetes.

- La Semana Santa. En Villarrubia de los Ojos, la Semana Santa se vive con pasión, muestra de ella son las tres hermandades que sacan sus pasos en procesión. Aunque todas son recomendables, la más emotiva es la Procesión de los Encuentros, que desfila el Viernes Santo a las 7h.

- La Fiesta de los Mayos. El segundo fin de semana de mayo se celebra esta sentida fiesta en la que se canta las típicas canciones dedicadas a las jóvenes del pueblo y se realizan diversos actos religiosos y culturales.

- La Fiesta de San Cristóbal. El fin de semana más próximo al 10 de junio, la gente se desplaza a la Ermita de San Cristóbal, ubicada en el cerro que lleva su nombre, donde se celebra una misa y una procesión con la que se pasea el santo por la localidad.

- Las Fiestas de San Isidro. Patrón de los agricultores, este santo es festejado el día 15 de mayo, saliendo el santo en procesión.

- La Romería en honor a la virgen de la Sierra. Actualmente se celebran dos romerías: una de institución reciente, en el tercer domingo de mayo, y otra el lunes de Resurrección. En ambas, tras la función religiosa, se festeja la jornada con bailes y comidas populares.

- Ferias y Fiestas. Del 8 al 13 de septiembre se celebran las ferias y fiestas de Villarrubia de los Ojos, una variada programación de actos y actividades, como mercadillos, competiciones deportivas, chiringuitos, y los tradicionales «chozos» de feria, donde reponer fuerzas con los productos tradicionales.


Gastronomía:

Los platos más característicos de la gastronomía de Villarrubia de los Ojos son el pisto de calabacín, el asadillo, la sopa de cebolla, los duelos y quebrantos o la caldereta.

En la sección de postres, son conocidos en la cocina local la bizcochada, las flores, los mantecados y las torrijas.


Más información:

Ayuntamiento
Plaza de la Constitución, 1
13670 Villarrubia de los Ojos (Ciudad Real)
Tfn: 92 689 81 56






Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.
© Copyright 2011 - 2017 http://www.turismoruralciudadreal.com. Última actualización: 28/01/2013 - 15:34:35.